¿Por qué debemos medir y qué indicadores?

A la hora de tomar decisiones, sean en el campo que sean, todos necesitamos datos, de esta manera podemos racionalizar nuestras decisiones. En el mundo de las empresas, aun se hace más necesario disponer de datos reales y fiables para poder tomar decisiones con cabeza, pensadas y evaluadas. Aunque será difícil abandonar la parte emocional, intuitiva o como le queráis llamar, disponer de datos te ayudará a visualizar las cosas.

¿Que debes medir? Pues a priori puedes medir todo aquello que más te interese, que más valor tenga para ti o para tu negocio, pero como punto de partida, vale la pena que empieces con pocos indicadores, 5 o 10, solo con estos ya obtendrás un montón de información que te servirá para trazar planes de mejora. Una vez tengas estos KPIs por la mano, siempre estas a tiempo de seguir midiendo todo lo que creas interesante.

En nuestro post ¿Qué es un cuadro de mando financiero y por qué es necesario puedes encontrar algunas ideas de KPI’s que puedes empezar a medir.

Pongamos un caso práctico

La empresa SHISHOM SL. es una empresa que ofrece servicios de Gestión de Eventos. La CEO de la compañía está preocupada por que se ha dado cuenta de que en el último año han facturado mucho más que en años anteriores y sin embargo su resultado es igual que el de años anteriores. ¿Cómo es eso posible?

Él sabe que los costes estructurales no han aumentado ya que no se han hecho nuevas inversiones, ni cambios significativos en les estructura de gasto.

Es por este motivo que empieza a analizar y observa que SHISHOM SL. presenta estos gastos salariales durante los últimos 5 años

2015 2016 2017 2018 2019
100.000 108.000 113.000 120.000 144.000

A priori, vemos que los salarios suben de forma bastante constante hasta 2018, y en 2019, el aumento se acelera. Sin más información podríamos pensar que es por que las ventas han crecido y se ha necesitado más personal, eso es bueno, pero cuando compara estas cifras con la siguiente facturación:

2015 2016 2017 2018 2019
500.000 510.000 513000 518.000 521.000

Se da cuenta que entre el año 2018 y el año 2019 hay estas variaciones:

  • Facturación: Augmenta un 4,4%
  • Costes de personal: Augmenta un 10,8%
  • Gastos fijos: Como él estimaba, se mantienen constantes y solo aumentan un 1%
  • Rentabilidad: Se mantiene igual que en los años anteriores.

De este modo, se da cuenta que efectivamente, las ventas han aumentado, pero todo lo vendido se ha producido de forma menos eficiente, ya que los gastos de personal porcentualmente han aumentado más que el incremento de facturación.

En este momento, la CEO, debe analizar de donde puede venir el problema y  tomar medidas para conseguir producir lo que vende de forma más eficiente.

¿Se te ocurre como? Si lo necesitas, te ayudamos!

MIDE EL PRESENTE PARA MEJORAR EL FUTURO

¿Te gustaría tener un cuadro de mando financiero?

Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

CONTACTO

Si quieres que te contemos un poco más en detalle, contacta con nosotros y estaremos encantados de ayudarte.

+34 644 750 336

hola@denariusadvisory.com

Rellena este campo
Rellena este campo
Rellena este campo
Menú